Image-based Face Search (reconocimiento facial basado en imágenes), así acaba de registrar Microsoft una patente de un complejo programa que facilitaría contrastar una foto de una persona -tomada por ejemplo con el móvil- con una base de datos y devolver los rostros similares.

Otra posible aplicación sería, y esta sí que es interesante, que el usuario puntuara los rasgos de una foto determinada y el sistema recordara nuestras preferencias, abriendo un apasionante horizonte en el ámbito de las citas, que ya dejarían ser ser a ciegas.

No, si todavía tendremos que agradecer a Bill Gates que nos ayuda a encontrar nuestra media naranja…