Un grupo de activistas escaladores de la organización ecologista Greenpeace desplegaron una enorme pancarta en la sede madrileña de la multinacional eléctrica española Endesa, con lo que le exigen que abandone sus planes de construir cinco grandes represas en la Patagonia chilena.

La pancarta desplegada en la sede de la empresa tiene el formato de una carta con el texto “Buenos días Endesa, si de verdad te preocupa el futuro de los hijos de tus hijos no destruyas la Patagonia, Atentamente, Greenpeace”.

Los ecologistas se hacen así eco de la campaña publicitaria de Endesa en la que la compañía dice que “tienen la obligación de reinventarlo todo por el futuro de los hijos de tus hijos” y el cual Greenpeace hizo su propia versión.

Greenpeace protesta de esta manera contra el proyecto HidroAysén, del que es socia mayoritaria Endesa, que pretende construir cinco grandes represas hidroeléctricas en la Patagonia chilena. Estos proyectos se asentarían sobre los ríos Baker y Pascua, ambos completamente vírgenes, inundando miles de hectáreas de parajes de gran valor ecológico.

Rodrigo Herrera, director de Greenpeace en Chile que se encuentra en esta acción de denuncia a Endesa en España, declaró que “de llevarse a cabo, estos proyectos serían sólo los primeros de una serie de presas que inundarían la Patagonia chilena dañándola de forma irreversible”. Y agregó que “hemos venido a España a pedirle a Endesa, una vez más, que no destruya la Patagonia. Ellos han dicho que en julio presentarán los estudios para las represas y en 2009 entregarán los informes para la línea de transmisión. No tiene sentido seguir con este proyecto y lo que deben decir hoy es que abortarán la idea de represar la Patagonia”.

“Las empresas españolas deben actuar con responsabilidad allí donde estén presentes. Endesa sabe que hay alternativas energéticas al proyecto HidroAysén. Lo que estamos pidiendo hoy, y llevamos ya meses demandando, es que de una vez Endesa apueste por las energías renovables y evite la destrucción de la Patagonia” añade Juan López de Uralde, director de Greenpeace España.