Los viejos verdes japoneses no reparan en tomar fotos debajo de las faldas de inocentes jovencitas en el transporte colectivo.

Las fotos son luego publicadas en internet, probablemente para diversión de otros sujetos desequilibrados o inmaduros. En marzo del año pasado, incluso un policía fue arrestado por tomar fotos de la braga de una niña de 17 años en la estación de trenes en la ciudad de Chiba.

El problema que en lenguaje popular y en internet es conocido como “faldas arriba” está causando tanta frustración que las autoridades se han visto obligadas a tomar medidas.

Tanto mujeres como hombres japoneses bienintencionados se han hecho el hábito de gritar y apuntar al culpable cuando son testigos de este nuevo tipo de acoso sexual.

Pero la fechoría es extremadamente difícil de descubrir si el desvergonzado fotógrafo ha desconectado el sonido “clic” que produce el teléfono al fotografiar.

Sonido imprescindible

Como iPhone en Japón asi como en la mayoría de otros lugares es una de las cámaras móviles más populares, las autoridades han pedido a Apple quitar la posibilidad de tomar fotos sin el sonido que simula el “clic” de un obturador fotográfico.

Lo mismo ha sucedido con fabricantes de otros modelos populares de cámaras móviles.

Fuente: Cultofmac.com

Via | Diarioti.com

Anuncios