¿El chupacabras ataca de nuevo en Ovalle?

Matrimonio se encontró con sus aves muertas y con dos orificios en sus cuerpos.

Un extraño fenómeno, por decirlo menos, vivió la familia Lillo Aguirre de la localidad de Unión Campesina de Ovalle, tras descubrir que cinco de sus seis gallinas amanecieron muertas. El motivo se debe a que las cinco aves estaban sin una gota de sangre y con dos extraños orificios en sus cuerpos.

Tal y como nos relata el dueño de casa, el viernes don Luis Núñez Lillo, quien vive desde 1987 en el sector, se levantó como todos los días a trabajar, todo iba bien hasta que recibió el llamado de uno de sus hijos contándole lo que ocurría en el patio de su casa.

Núñez señala que “me levanté y me fui a trabajar y como a las 10:00 de la mañana me llamó mi hijo y me dijo que había encontrado a las gallinas muertas y si yo me había dado cuenta, le dije que no, pero cuando llegué a la casa las pude ver y tenían esos hoyos”, nos cuenta Núñez.

Consultados si en la noche anterior sintieron algún ruido, nos señala que “nosotros cuando nos acostamos mi señora sintió como un golpe acá afuera, pero le dije que no se levantara porque podría ser cualquier otra cosa, así es que nos dormimos no más”.

Sin embargo, ellos no fueron los únicos en sentir los extraños ruidos, ya que una vecina, que es profesora de la escuela de la localidad, le contó que “ella también sintió bulla en el gallinero y después escuchó que algo voló hacia los árboles el mismo día, seguramente ese día vio que estaba libre el gallinero y entró y les chupó la sangre”.

Agregó que lo que más le llamó la atención fueron los hoyos que tenían sus aves, ya que si hubieran sido atacadas por perros “ellos se las habrían comido”, indicó.

Su señora, Elizabeth Aguirre, señaló que “me dio una impresión muy grande ver a todas mis gallinas muertas y no me explicaba por qué estaban así, porque no estaban hechas tiras, no tenían sangre”, afirmó.

Fuente: www.diarioeldia.cl