Aunque se reserva el derecho de evaluar subjetivamente.

Numerosos desarrolladores de aplicaciones para iPhone, iPad e iPod Touch son frecuentemente contactados por Apple, que les informa que sus productos han sido rechazados por su “contenido inapropiado”, reservándose el derecho a no dar explicación alguna. En un nuevo documento, Apple reseña con mayor claridad sus directrices, aunque dejando espacio para reglas de tipo “todo interfaz complejo o de calidad inferior a muy buena será rechazado”.

Cuando los empleados de Apple contactan telefónicamente a los desarrolladores independientes, las conversaciones suelen convertirse en discusiones con ribetes políticos y religiosos, donde Apple pregunta además sobre puntos de vista personales sobre tecnología. Al parecer, la gerencia de Apple desea dar mayor objetividad al tema, en un documento donde recoge todas sus reglas, puntos de vista y, por cierto, advertencias.

El documento en cuestión está disponible, en principio, únicamente para desarrolladores certificados, pero este sitio lo publica íntegramente . Aunque lo intenta, Apple sencillamente no consigue plantear con objetividad sus intenciones. Así, junto con señalar que rechazará “calidad inferior a muy buena”, indica que “rechazaremos aplicaciones cuyo contenido o función sea, a nuestro juicio, subido de tono. Te preguntarás ¿qué tono? Y bueno, como dijo un juez del Tribunal Supremo: ‘Lo sabremos cuando lo veamos’”.

Asimismo, en su conocido tono algo intimidatorio, Apple escribe “si rechazamos tu aplicación, hay un Consejo de Revisión ante el cual puedes apelar. Pero claro, si corres a la prensa para menoscabar nuestra imagen… no servirá de mucho”.

El tono general del documento es estricto y amonestador, con algunos asomos humorísticos, como por ejemplo: “Tenemos más de 250.000 aplicaciones en App Store; no necesitamos más aplicaciones con sonidos de pedos”.

Apple especifica además que rechazará toda aplicación que se asemeje a otra ya disponible en App Store, especialmente cuando se trate de una categoría con aplicaciones abundantes. También rechazará las aplicaciones que se parezcan a un producto de Apple o cuyos nombres constituyan una variante de nombres registrados por Apple, como por ejemplo iTunz o Iphone (con “i” inicial mayúscula).

Apple prohíbe además los contenidos pornográficos, según estos son definidos en el diccionario Webster’s.

Via | Diarioti.com